Últimas noticias
Skip to main content

SANTO DOMINGO.-El Ministerio de la Vivienda y Edificaciones (MIVED) está realizando el recuento de la cantidad de viviendas afectadas por las intensas lluvias que hasta el momento han dejado un saldo de cuatro fallecidos y una persona desaparecida.

Carlos Bonilla, ministro,  aseguró que “no se va a quedar ninguna vivienda por reparar” y que mientras las estadísticas se reunen la entidad gubernamental hace los aprestos de los insumos que podrían necesitarse para las brigadas salir de inmediato en auxilio de las familias.

“Estamos haciendo los levantamientos de las afectaciones en los diferentes lugares, en cuanto a vivienda se refiere y estamos coordinando, tenemos suficientes (…) materiales en almacén, zinc, madera y todo lo que se necesita para reparar viviendas para entonces desplegar esos materiales a los diferentes lugares”, indicó el ministro al responder a periodistas de distintos medios de comunicación.

Señaló al Distrito Nacional, Pantoja y Palmarejo, como los lugares donde, hasta el momento, se tiene información de daños. “La información está llegando pues eso pasó ayer y ahora es que estamos recopilando las información, pero lo que estamos haciendo es preparándonos en almacén y preparando los camiones y las patanas que van a salir para cuando tengamos información empezar a desplegar la ayuda”, explicó el funcionario.

Bonilla dejó claro que no tendrán problemas con el suministro de materiales y expuso que como pasó con los afectados del huracán Fiona ‘no se va quedar ninguna casa sin reparar como dijo el Presidente”.

Reiteró que todo lo que se necesite para reparar las viviendas va a estar disponible a través del MIVED y que todo el personal estará disponible para ayudar a los afectados por las lluvias.