Últimas noticias
Skip to main content

República Dominicana conmemora hoy el 180 aniversario de la Independencia Nacional.

SANTO DOMINGO.-El Ministerio de Turismo (Mitur) entregó ayer lunes restaurada la histórica Puerta de la Misericordia, desde donde Matías Ramón Mella disparo el trabucazo que dio lugar a la proclamación de la Independencia Nacional, el 27 de Febrero del año 1844, fecha de la cual se conmemora este martes el 180 aniversario, del acontecimiento que libró al país de la dominación haitiana.

El ministro de Turismo, David Collado, acompañado de la Primera Dama, Raquel Arbaje, entregó la obra localizada en la Ciudad Colonial, en cuyo remozamiento se invirtió una suma superior a los 17 millones de pesos, según establece una nota de prensa.

Mitur explica que la intervención consistió en la restauración de la muralla de piedra, limpieza y saneamiento de los paramentos de muro, reposición del recubrimiento de los muros, recuperación, ampliación y adecuación de los andenes.

También el remozamiento de las áreas de jardinería, recuperación de los bancos de asientos, alumbrado eléctrico y embellecimiento general de todo el entorno.

“Hoy, un día antes de la Independencia Nacional estamos aquí entregando esta importante obra, la restauración de la Puerta de la Misericordia, un verdadero símbolo de nuestra libertad”, dijo Collado.

Afirmó que cada una de las obras que ejecuta el ministerio de Turismo y el Banco Mundial de Desarrollo en la Ciudad Colonial ponen en justo valor ese destino de la capital dominicana.

El remozamiento de la Puerta de La Misericordia consiste, además, en la formalización de jardineras y fosos de los restos arqueológicos, limpieza y adecuación del sistema de drenaje pluvial de la plaza y creación de pozos filtrantes e imbornales. Por igual incluyó mejoras del sistema eléctrico y pintura de las fachadas del entorno de la plaza.

En lo concerniente a la reconstrucción de la muralla, fue restaurada la dovela e imposta del arco central, la garita; tratamiento de ladrillos en cordón de la cúpula. Además, consolidación y restauración de ladrillos siglo XVI de frontón.

La renovada obra forma parte de los trabajos de restauración de varias infraestructuras históricas y culturales de la Ciudad Colonial de Santo Domingo, y que incluye el Monumento Alcázar de Colón, así como, las fachadas de varios patrimonios arquitectónicos y religiosos de Ciudad Colonial (el Panteón de la Patria y Museo de las Casas Reales; iglesias, capillas, santuarios).

La misma responde al programa que ejecuta el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y el Ministerio de Turismo para la restauración y rescate total de la histórica Ciudad Colonial de Santo Domingo. Mitur anunció la puesta en marcha de este programa en abril del pasado año, con una proyección de inversión de RD$116 millones.

Un poco de historia

La construcción de la Puerta de la Misericordia data del 1543 y fue edificada de manera simbólica para representar la entrada a la ciudad de Santo Domingo, que en aquel entonces se concentraba en lo que hoy es conocido como Ciudad Colonial.

En sus orígenes fue conocida por el nombre de Puerta de Santiago o Puerta Grande. Es el el año 1842 cuando cambia de nombre luego de que sirviera como punto de encuentro para los residentes de la ciudad quienes se congregaron para pedir misericordia a Dios luego de vivir un fuerte terremoto.

“La puerta en sí, de arco rebajado, con los muros en esviaje, está construida en sólido sillares, rematada en la parte exterior por jambas y arco de perfil curvo a modo de grandes baquetones. Sobre la puerta, mirando a la que fue la Sabana del Rey, existe una garita cubierta por una graciosa cúpula que rompe la monotonía de los volúmenes rectos”, relata la periodista, historiadora y escritora española, María Ugarte.