Últimas noticias
Skip to main content

Por Danielis Fermín
El Inmobiliario

“Hay un país en el mundo colocado en el mismo trayecto del sol”, recita el célebre poema de
Pedro Mir, que, además de resaltar la belleza de República Dominicana, demuestra el
potencial que tiene Quisqueya para aprovechar las bondades de la energía solar fotovoltaica.
Cada año, se evidencia el impacto del cambio climático con lluvias torrenciales, sequías, calor
extremo, entre otros, convirtiéndose en un problema para los países.


Esto ha obligado a líderes y ciudadanos a buscar alternativas para generar energía limpia, que
permita la reducción del dióxido de carbono (CO₂), uno de los principales contaminantes de
la atmósfera.


Una opción está en la implementación de paneles solares, tanto en residencias individuales
como en locales comerciales. De acuerdo con Carolina Acosta, arquitecta y directora de Caz
Vida Ecosostenible, los principales beneficios ambientales de integrarlos en las propiedades
está en la reducción de emisiones de CO₂ y otros gases de efecto invernadero. “La energía
viene del sol, la cual es una fuente de energía inagotable”.


El Boletín Generación y Gestión de Energía, elaborado por el Ministerio de Energía y Minas,
correspondiente a abril 2024, destaca que el 12% de la capacidad instalada en el Sistema
Eléctrico Nacional Interconectado (SENI) corresponde a la energía solar.

Yomayra Martinó. (Fuente externa).


La fundadora y consultora líder de GreEnergy Dominicana, Yomayra Martinó, destacó que la
implementación de paneles solares permite que se “desincentive el uso de combustibles
fósiles”.


Precisó que en el país la energía solar es una “opción”, porque se ha creado un régimen de
incentivo para su instalación por parte del Estado y existen entidades bancarias que cuentan con
financiamiento para los interesados en cambiar su matriz energética.


De su lado, Acosta indicó que uno de sus beneficios está en la reducción de la factura eléctrica.
También, “los estímulos fiscales de acuerdo con la Ley-57-07 sobre incentivo al desarrollo de
fuentes renovables de energía y sus regímenes especiales”.

Carolina Acosta. (Fuente externa).


Unos de los desafíos, según Acosta, es la inversión inicial, el acceso a financiamiento rápido y el
retorno de la compra. Asimismo, “la falta de estándares en el código de construcción para las
instalaciones de paneles solares es una dificultad para que el proceso sea claro, además las
normas y requisitos para la interconexión a la red eléctrica pueden variar significativamente entre
las diferentes entidades”.


Instalación

Martinó exhortó a tomar en cuenta la radiación del sol, la ubicación de la propiedad, el
espacio disponible, el techo y, en caso de ser un condominio, tener los permisos para usarlo.
Invitó a realizar varias cotizaciones en el mercado en empresas certificadas y explorar los
instrumentos financieros que tienen los bancos en su portafolio para así escoger la mejor
propuesta.


La directora de Vida Caz Ecosostenible, de su lado, recomendó a los desarrolladores
interesados en integrar acciones sostenibles en sus construcciones a estudiar a su público
objetivo y tomar en cuenta el valor que le dan los propietarios a la sostenibilidad.
Aseguró que implementar la energía solar puede ser “el inicio hacia un camino de
transformación, innovación y desarrollo de nuestras ciudades y que cada proyecto puede ser
ese granito de arena que deja su legado”.

Publicado originalmente en El Inmobiliario impreso.