Últimas noticias
Skip to main content

SANTO DOMINGO.-El ministro de Obras Públicas y Comunicaciones, Deligne Ascención, destacó las grandes inversiones que ha realizado el gobierno del presidente Luis Abinader en materia de infraestructura vial en lo que va de gestión, e informó de los proyectos a futuro que a través del Ministerio serán realizados en el curso de los próximos meses.

Al participar como orador invitado en la celebración del 61 aniversario del Colegio Dominicano de Ingenieros, Arquitectos y Agrimensores (CODIA), Ascención resaltó que esa gran inversión es el reflejo de una gran visión de Abinader, que ha devenido en lo que debe ser el desarrollo del país en materia de vialidad.

Agregó que debido a ello, el gobierno creó lo que denominó Gabinete de la Construcción, en el que convergen las distintas instituciones que tienen que ver con la participación en el crecimiento de la infraestructura en República Dominicana en sus distintos aspectos.

“Tenemos un Presidente con una visión constructiva y con un conocimiento cabal de la importancia de la infraestructura en el desarrollo. Ese es precisamente el presidente Luis Abinader, con esa visión de su gobierno, mediante el cual viene desarrollando y ejecutando una serie de acciones tendentes a sostener y mantener el crecimiento de la República Dominicana y de impactar de modo directo la vida de los dominicanos”, expresó.

Se refirió a la importancia que tiene esa inversión en infraestructuras viales para el desarrollo económico y social del país.

“Quiero además, enfocar la relevancia de esta inversión en el desarrollo regional y en el apoyo que representa para el crecimiento de los negocios, del empleo y del mejoramiento de la calidad de los servicios en el territorio. Obviamente, factores que se traducen en el progreso humano y en la transformación positiva de la calidad de vida de la gente”, aseguró.

Dijo que ese plan de inversiones se alinea con la Estrategia Nacional de Desarrollo 2030, para que se corresponda con el diseño, la aprobación y aplicación de un Plan de Ordenamiento Territorial que permita gestionar las políticas públicas regionales, regular el uso del suelo e incentivar el aprovechamiento sostenible de los recursos.

“En el mismo contexto, las inversiones del MOPC se organizan en conformación con las acciones que promueve la comunidad internacional, que están orientadas al logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, centrados en la inclusión social, la sostenibilidad ambiental, la creación de empleo y trabajo decente, y el respeto de los derechos fundamentales de las personas”, afirmó.

Sostuvo que la ejecución del presupuesto de inversión se realiza procurando la desconcentración de las obras y la planificación de los proyectos viales en función de los planes de desarrollo que el presidente Abinader promueve de manera directa desde agosto del año 2020.

“Nuestros planes van dirigidos a que la construcción y reconstrucción de calles, avenidas, caminos vecinales, carreteras y obras conexas, así como el mantenimiento vial constituyan elementos vitales para el estímulo de polos de desarrollo, basados en proyectos privados e inversiones públicas que generen empleos, divisas, oportunidades de emprendimiento y crecimiento económico sostenible”, explicó.

Dijo que numerosos estudios de la Comisión Económica para América Latina (CEPAL), del Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo muestran que el transporte por carreteras es la base fundamental del crecimiento regional, y que el crecimiento del Producto Interno Bruto está asociado de manera directa al crecimiento de las vías de comunicación terrestre.

“Se ha calculado que por cada punto de crecimiento del PIB la necesidad de crecimiento de caminos y carreteras es de dos a tres veces mayor, por la fuerte demanda de transporte de personas y mercancías que crea el crecimiento de la economía. Esta relación, a su vez, tiene un carácter de doble vía, porque la inversión en obras viales de igual manera genera un impacto directo en el desarrollo de la producción de una nación”, señaló.

Consideró que carreteras y caminos vecinales, avenidas y calles, en buenas condiciones, más la construcción de aceras y contenes en barrios y pequeñas comunidades, conjuntamente con agua, electricidad y saneamiento, no solo hacen posible la producción industrial o la provisión de servicios básicos para los ciudadanos, sino que, son un motor para el desarrollo, pues aumentan la productividad y reducen los costos.

“En ese orden, nuestras inversiones son realizadas, conscientes de que las infraestructuras viales son esenciales para el desarrollo socioeconómico de cualquier país. Por esa razón primordial, hemos puesto en marcha un conjunto de proyectos de desarrollo vial asociados al desarrollo nacional en unos casos y, al desarrollo regional, específicamente en otros casos”, expresó.

Afirmó que el Polo Turístico en el Suroeste y el Máster Plan de Pedernales son proyectos que se traducen en el desarrollo de toda la región Enriquillo, integrada por las provincias Barahona, Bahoruco, Pedernales e Independencia, que constituye una de las regiones más necesitadas de incorporarse al crecimiento económico que el país ha mantenido durante décadas.

Afirmó que se han hecho intervenciones de mejoramiento en rehabilitación y mejoras de seguridad en la autopista 6 de Noviembre y  que avanza en los trabajos de restauración y ampliación de la carretera Barahona- Enriquillo, que recién fue inaugurada la primera etapa y se dejó habilitada la carretera que une Cabo Rojo con el cruce de Pedernales, a fin de permitir el transporte terrestre a los primeros cruceristas que arribaron al nuevo puerto turístico.

Refirió que los rezagos en el desarrollo humano de la región Suroeste deben ser afrontados con masivos planes de inversión en alianzas público-privadas, y con inversiones cuantiosas en infraestructura vial, portuaria y aeroportuaria, por parte del gobierno, para conectarla por vía terrestre, marítima y aérea con los principales centros urbanos de la Capital y el Cibao.

“En apoyo a ese objetivo, estamos invirtiendo en las circunvalaciones de Baní y Azua, esta última ya terminada e inaugurada por el presidente Abinader. En el caso de Baní, terminada la primera etapa hemos licitado y adjudicado una segunda etapa para terminarla en el curso de 2024”, refirió.

Asistieron a la actividad el ministro de la Presidencia, Joel Santos, Onéximo González, asesor del ministro de Obras Públicas, y los viceministros Roberto Herrera, Ángel Tejeda y Luis Bastardo.

Por el CODIA, su presidente Juan Villar González; Mendoza Díaz, secretario general; Alejandro García, tesorero; Surelis Calderón Boyer, secretaria de Actas, Irene López San Pablo, secretaria de Educación y Eventos; Enrique Rosario García, secretario de Relaciones Públicas, entre otros.