Últimas noticias
Skip to main content

SANTO DOMINGO.-El recién inuaugurado muelle de Cabo Rojo, en Pedernales, cuya primera fase fue inaugurada apenas hace un mes, 4 de enero 2024, muestra daños, según un video que circuló ayer míercoles 7 de febrero, en las redes sociales y que fue respondido por las autoridades del proyecto que aseguran que la infraestructura se mantiene sin alteraciones.

«Las imágenes del video que circula en redes sociales muestra un deslave de material de construcción provisional entre el muelle y el cabo, lo anterior debido a la intensa surada que impacta el mar caribe con marejadas inusuales, las cuales incidieron en el deslave de la capa exterior del material provisional», explica un comunicado con fecha de ayer y con el timbrado del Port Cabo Rojo.

La Real Academia de la lengua define deslave como la caida de rocas o tierra desde una ladera, en forma lenta o rápida, que se produce en épocas de lluvia o a causa de un sismo.

En el comunicado aseguran que la infraestructura del muelle está intacta y no ha sufrido daños «porque cumple con los más altos estándares de calidad en la industria portuaria». 

Precisan que Port Cabo Rojo continúa en proceso de obra en la segunda fase de construcción del proyecto y cumple con la normatividad vigente. 

Abunda el documento que, cuando pase el fenómeno meteorológico se reiniciará la obra y se atenderá la reconformación del relleno y ejecución del muro de protección entre el muelle y el Cabo Rojo, «que garantizará la estabilidad de los rellenos y de la infraestructura en tierra de forma definitiva».

Solo un mes

El pasado 4 de enero del presente año, el presidente Luis Abinader dejó inaugurada la primera fase del Puerto Cabo Rojo en Pedernales, que recibió la llegada de 2,555 turistas a bordo del barco Norwegian Pearl, de la línea Norwegian Cruise, simultáneamente, representando la llegada de los primeros cruceristas al sur del país.

«Hoy es el comienzo del cambio en toda la región», declaró el mandatario, tras asegurar que «el denominado sur profundo se convertirá en un sur fecundo de desarrollo y de empleo».

En la construcción del “Port Cabo Rojo”, se proyectó una inversión privada de US$98 millones.