Columnas

Por Yermys Peña

¿A quién le pertenece la calle?

Días atrás analizaba toda esta incipiente filosofía de la “caminabilidad” de las ciudades. Una corriente que gana adeptos y a la que se acogen las grandes metrópolis que quieren humanizar sus centros urbanos. Posibilitar urbes más amables, saludables y sostenibles para que los peatones reconquisten la ciudad.

Días atrás analizaba toda esta incipiente filosofía de la “caminabilidad” de las ciudades. Una corriente que gana adeptos y a la que se acogen las grandes metrópolis que quieren humanizar sus centros urbanos. Posibilitar urbes más amables, saludables y sostenibles para que los peatones reconquisten la ciudad.
En definitiva, rediseñar los espacios urbanos para que caminar sea un modelo de movilidad atractivo. Que queramos gastar las suelas de los zapatos en vez de los neumáticos de nuestros carros. Este extremo puede generar controversia y habrá algunos que reclamen el derecho de circular alegremente con su vehículo por el centro urbano, sin embargo, la tendencia en alza es dar prioridad a la “transitabilidad” y seguridad peatonal.
En mi opinión particular, las calles pertenecen a los peatones. ¡Sí, son nuestras! Del niño y su bicicleta, de los abuelos que pasean a la sombra del flamboyán, de los enamorados que se ven a escondidas, del vendedor callejero que sale a diario a buscar su sustento, de todas y cada una de las almas que conforman la sociedad. Tomar posesión de los espacios públicos, de nuestros parques y plazas, debe derivarse de un esfuerzo mancomunado de las autoridades y los ciudadanos. Darle mayor importancia al vehículo trae consigo, no solo una pérdida de nuestras áreas verdes, sino también de la propiedad de la ciudadana. Cuanto más caminable es una ciudad, mejores y más fuertes son los lazos que se generan en la comunidad.
El mero hecho de “patearse” por las calles incrementa la cohesión social e impacta positivamente en la actividad económica. Todas son ventajas, recuperemos nuestro espacio y volvamos a crear recuerdos en nuestras calles.
¿Te gustaría que tu ciudad fuera más caminable?
Por Robert Felipe Medina

Siete pasos para invertir en bienes raíces con éxito

Invertir en bienes raíces es una de las mejores maneras de asegurar tu futuro y tu dinero. Sin embargo, al adquirir un inmueble necesitas tener en cuenta ciertos factores para que tu inversión sea rentable, tenga un margen de seguridad y sea provechosa.

Invertir en bienes raíces es una de las mejores maneras de asegurar tu futuro y tu dinero. Sin embargo, al adquirir un inmueble necesitas tener en cuenta ciertos factores para que tu inversión sea rentable, tenga un margen de seguridad y sea provechosa.
El acceso, beneficios fiscales, la plusvalía, la ubicación y los desarrollos alrededor de la propiedad son elementos vitales que debes investigar, pero no son los únicos que debes tomar en cuenta si estás pensando en adquirir una propiedad.
De hecho invertir donde todo el mundo lo está haciendo no te garantiza que tu capital esté seguro, y esa es la razón por la que muchos no se atreven a hacerlo en el sector inmobiliario; tienen miedo de tomar una mala decisión o asumir un alto riesgo.
Si tienes MIEDO y estás pensando en invertir pero no sabes por dónde empezar, te hemos preparado siete pasos a tomar en cuenta para hacerlo con éxito, así podrás tener un método tipo check list antes de hacer cualquier inversión y te sentirás más seguro al momento de realizar tu compra.

1. Identifica cual es el objetivo de tu inversión
Aunque parezca muy obvio, uno de los primeros pasos que debes dar, es definir el objetivo de tu inversión. Y no solo estamos hablando de la cantidad que quieres invertir sino del uso que le darás al inmueble y el tipo de bien que quieres adquirir.

¿Para qué quieres comprar el inmueble?, ¿Rentarlo, revenderlo, vivir en él con tu familia? Es importante que sepas con qué fin vas a realizar la inversión para que tengas muy claro la zona en la que más te conviene comprarlo.
No será lo mismo adquirir una casa para que la vivas que comprarla para rentarla. Quizás para ti sea más conveniente adquirir una vivienda en un residencial con las mejores amenidades para tu familia, pero si estás pensando en rentarla quizás te sea más conveniente buscar un departamento en un destino turístico como Punta cana, Bayahibe, zona colonial de Santo Domingo o en una zona cerca de universidades u hospitales.

2. Usa estratégicamente los impuestos
De la muerte y los impuestos nadie se escapa decía Benjamín Franklin, pero cada peso ahorrado en impuestos es dinero libre para invertir, este es uno de los pilares de la creación de riqueza para los inversionistas. Existen muchas maneras de ahorrar en impuestos, entre ellas provisión de vivienda, creación de empleo o ayuda a organizaciones benéficas.
Reúnete con tu asesor para una sesión de capacitación sobre la ley de impuestos y determinar en cuales campos de inversión tienes más beneficios, eso es clave. Por ejemplo La Ley No. 158-01, establece exenciones tributarias para el sector turismo en impuesto sobre la renta (ISR), impuestos sobre el capital de sociedades de los impuestos nacionales y municipales por constitución de sociedades, por aumento de capital de sociedades ya constituidas, lo que hace más rentable las inversiones inmobiliarias donde existen estos beneficios.

3. Escoge una buena inmobiliaria
Trabaja con una empresa de prestigio y experiencia en el mercado inmobiliario, es la opción ideal, pues te garantiza que tiene el conocimiento para saber cuáles son las zonas donde debes invertir, hacia dónde se dirige el crecimiento de la ciudad, y el tipo de inmueble ideal para ti. Y todavía es más importante si no vives en la ciudad en la cual quieres invertir.
Adquirir un inmueble no debe traerte preocupaciones ni problemas, al contrario, es una inversión que está hasta cierto punto asegurando tu dinero y tu futuro. Es por esto que uno de los primeros pasos es verificar e investigar la inmobiliaria con la que estás haciendo el contrato o con la que te estás asesorando en el proceso.
Una inmobiliaria con experiencia sabe cuáles son los procesos legales que necesitas para hacer el contrato —lo cual te dará tranquilidad — acompañándote en el desarrollo para que te sientas más seguro.
Otro de los elementos en los cuáles debes fijarte es la relación que tiene la inmobiliaria con la constructora que está levantando el proyecto. Te aconsejamos que busques empresas que no solo se dediquen a vender sino también a construir, ya que esto te garantiza que los inmuebles están creados y pensados desde cero, con amenidades que cubren necesidades basadas en su experiencia con los compradores.

Fundador @ftanegocios, emprendedor, autor de “Más que Rico, finanzas e inversión, mentoring, motivación, contabilidad, impuestos.

Por Claudia Luna

Personas exitosas

En el mundo laboral todos anhelamos tener éxito y aunque cada quien se forja una idea distinta sobre lo que es ser una persona exitosa, al final todos queremos disfrutar los beneficios que trae consigo como la admiración, distinción y el reconocimiento de los demás.

En el mundo laboral todos anhelamos tener éxito y aunque cada quien se forja una idea distinta sobre lo que es ser una persona exitosa, al final todos queremos disfrutar los beneficios que trae consigo como la admiración, distinción y el reconocimiento de los demás.

Sin embargo, no basta con ser una persona exitosa, sino lo pareces. No es suficiente si no actúas conforme a ello, pues la manera como te comportes frente a los demás será la impresión que tendrán sobre ti.

Vamos a detallar algunas líneas que llevan a cabo las personas de éxito que espero te inspiren y ayuden:

1- Tratan a las personas con respeto. La cortesía es la herramienta más poderosa para abrirte puertas en todos los escenarios y en el mundo de los negocios es imprescindible. Recuerda que el cliente es lo más importante por tanto debes cuidarlo y protegerlo.

2- Invierte en tu arreglo personal. Esto te generará incalculables beneficios. Está comprobado que los profesionales que se ocupan de su imagen inspiran más confianza y proyectan ser más cuidadosos en todo lo que hacen.

3- Lenguaje corporal correcto. Pertenece al elemento visual de la comunicación y es el más poderoso, pues comunica el 55% del mensaje que deseas enviar, proyectándote con la seguridad que necesitas modelar. Mantén la cabeza levantada, hombros hacia atrás, pecho levantado, mira a los ojos y sonríe.

4- Cuida tu vocabulario. Y más importante aún, cuida el tono, la pronunciación y el volumen. Son los que le dan el significado a lo que dices y revelan tu nivel de educación.

5- Para verte bien, tienes que sentirte bien y para ello debes estar en forma, por lo que es muy importante cuidarte para mantenerte saludable. Te hará sentirte más seguro y más confiado.

Ser una persona exitosa y comportarte a la altura de ello, impactará de manera positiva en tu entorno y te reportará numerosos beneficios que cosecharás para toda la vida.

Asesora de Imagen, egresada de la Universidad Complutense de Madrid y del Instituto Bisa internacional de Colombia. Instructora en diversas instituciones de Desarrollo e imagen personal y corporativo. Directora de la escuela Barbizon 2000–2019. Actualmente Ceo de su empresa Nuevo Sentido.

Por Indhira Desangles

La ética como teoría del deber

La teoría del deber o Deontología como también se le conoce es una de las dos ramas principales de la ética normativa y supone uno de los pilares de la gestión inmobiliaria, pues es la existencia de un compendio de valores y principios que rigen toda nuestra actividad como expertos en el área.

La teoría del deber o Deontología como también se le conoce es una de las dos ramas principales de la ética normativa y supone uno de los pilares de la gestión inmobiliaria, pues es la existencia de un compendio de valores y principios que rigen toda nuestra actividad como expertos en el área.

Nos referimos a transparencia, flexibilidad laboral, innovación, conciliación familiar, empoderamiento. En la Asociación de Empresas Inmobiliarias ( AEI), disponemos de un código de ética que nace para dotar a sus miembros de un instrumento que regule las relaciones entre sus asociados.

Este manual establece reglas claras y soluciones a los diferentes conflictos que pudiesen derivarse de las negociaciones en las que interviene el corredor de bienes raíces, como intermediario y actor de primer orden en las operaciones inmobiliarias.

Dentro de sus funciones se encuentran reglamentar y crear las bases para la realización de negocios conjuntos, evitar la competencia desleal mediante su poder conciliatorio de orden disciplinario, promover la cooperación entre sus miembros, difundir información para mantenerlos actualizados.

Asimismo, ofrecer asistencia técnica mediante la realización de cursos y talleres, lograr uniformidad en los formularios y documentos que se utilizan en las transacciones y apoyar los intereses legítimos de sus miembros prestando asistencia y orientación.

La ética se puede encontrar en todos los niveles de la sociedad. En el plano inmobiliario, donde el éxito depende de la confianza de varias partes, es fundamental saber construir y mantener la base de esa confianza. Junto con el cumplimiento, la integridad, los principios y valores, se sitúa la ética como uno de los pilares sobre los que se deben desarrollar sus actores.

Especialista en bienes raíces comercial, corporativo, terreno y mucho más.

Por Johanny Tapia Quezada

Cinco pasos para emprender con éxito

Asegúrate de que tu idea tenga sentido:
Una idea de negocio con sentido, debe mejor la calidad de vida de las personas, resolviendo los problemas que tu competencia no ha resuelto, de manera que es importante investigar, indagar, observar, situarnos en el lugar de otros (empatía), apreciar sus dificultades.

1. Asegúrate de que tu idea tenga sentido:
Una idea de negocio con sentido, debe mejor la calidad de vida de las personas, resolviendo los problemas que tu competencia no ha resuelto, de manera que es importante investigar, indagar, observar, situarnos en el lugar de otros (empatía), apreciar sus dificultades, escucharlos a fin de conocer si verdaderamente nuestra idea tiene sentido. Muchas veces emprendemos desde nuestras necesidades, sin embargo, esto no es suficiente, pues eso que a nosotros nos inquieta, ciertamente puede ser un indicio que hay una necesidad, un problema que puede ser solucionado, pero no es suficiente y es por ello que debemos corroborar con quienes realmente pagarán por nuestros bienes o servicios.

2. Define tu modelo de negocio:
Tu modelo de negocio expresado de manera simple, es la manera como ganarás dinero.
De seguro has leído y escuchado mucho sobre emprender por pasión para que no trabajes ni un solo día de tu vida y ciertamente la pasión es muy importante, sin embargo, por más pasión que tengas cuando lleguen los pagos y el flujo de caja no te alcance afloran las preocupaciones y la desmotivación no se hará esperar y en algunos casos lo que había iniciado con todo el amor del mundo termina agotándote e incluso haciendo que abandones ese proyecto que con tanta pasión iniciaste.

Recuerda siempre “no solo de pan vive el hombre”.
Algunas de las preguntas que debes hacerte para saber si ya tiene un modelo de negocios:

1. Qué problema resuelve empresa?
2. ¿Qué bienes o servicios de manera clara y especifica ofrece?
3. ¿Quiénes están dispuestos a pagar por tus bienes o servicios?

3. Debes poner tu idea en ejecución (lánzate)
Casi siempre dedicamos tanto tiempo a definir estrategias, hacer un plan detallado de negocios, corregir, perfeccionar, hasta que terminamos haciendo nada. Si bien es cierto que es importante planificarnos, solo debemos hacerlo lo necesario y pasar a la acción de inmediato creando un prototipo de nuestros productos o servicios y exponiéndolo al mercado a modo de prueba. Si, así como lo lees, pasa del plan a la acción. Por ejemplo: si tu idea de negocio es una repostería, anda prepara pequeñas unidades y sal al mercado a venderlas, entrega pequeñas porciones para probadas gratis, acércate a cafetería, restaurantes y negocios afines y solicítale que te reciban porciones en empaques pequeños para postres con derecho a devolución en caso de venderlas, crea una cuenta en Instagram y Facebook, crea tu página Web y comienza a mostrarlos. El fin es facilitar que el consumidor final pruebe tu producto.

4. Presta atención a la retroalimentación y no trates de imponer tu opinión:
Desarrollar el sentido de la escucha sin hablar es lo mejor que puedes hacer si
realmente quieres resolver los problemas de tu público objetivo.
Si ya lanzaste tu producto o servicio es importante que permita que sea el cliente
que resalte tu producto y aproveches para hacer los ajustes que sean necesarios
para cuando vayas a exponer la versión definitiva, no importa cuánto promueva
que tu producto es el mejor y que no hay competencia para ti si el que va a pagar
por el opina lo contrario.

5. Lanza la versión definitiva
Si finalmente has comprobado que tus productos tienen el nivel de aceptación esperado, lanza la versión definitiva, ¡¡¡¡enhorabuena!!! ya si puedes decir que tienes un modelo de negocio. Finalmente puedes hacer tu plan de negocio, establecer tus metas, abrir un local si es lo que deseas.

Co-fundadora de @FTANEGOCIOS
Licenciada en contabilidad con 15 años de experiencia en el área financiera.
Master en auditoría integral y control de gestión, docente universitaria, conferencista.
Apasionada de la enseñanza y el crecimiento personal.

Por Robert Felipe Medina

Pasos para invertir en Bienes Raíces con éxito (2da parte)

Seguimos con la segunda entrega de como ayudarte a invertir en Bienes Raíces con éxito...

Seguimos con la segunda entrega de como ayudarte a invertir en Bienes Raíces con éxito.

4. Invierte a largo plazo
En los negocios y en las inversiones a mayor rentabilidad, siempre el riesgo es mayor y el principal error que mucha gente comete al invertir en bienes raíces es que quieren y piensan que el retorno de inversión será inmediato. Obviamente no decimos que esto sea imposible, de hecho, hay personas que adquieren inmuebles para rentarlos y comienzan a generar ingresos el mismo mes de la compra. Sin embargo, al invertir en bienes raíces debes tomar en cuenta que más que invertir porque “todo el mundo lo está haciendo” o “porque está de moda” debes hacerlo de una manera inteligente y estratégica para que puedas hacer crecer tu dinero. Y esto se toma tiempo.
Seguramente has escuchado que un inmueble es una excelente inversión porque su valor aumenta con el tiempo. Esto se debe al incremento de la plusvalía (más adelante la explicaremos). La cual se toma su tiempo, no sucede de la noche a la mañana; la plusvalía no depende de ti, sino de la ubicación de la zona y de todos los desarrollos alrededor, que hacen que la diferencia entre el precio en el que la compraste y el precio en el cual la vas a vender se incremente a tu favor. Es decir, vas a ganar más por algo que te costó menos.
Como te imaginarás, un inversor inteligente es aquel que aprovecha las oportunidades cuando nadie las ve, como adquirir bienes en una zona que a largo plazo estará atrayendo a personas con la necesidad de adquirir un producto que él ya tiene: una casa, un apartamento, una villa etc. Esta es la razón por la que tener una visión a largo plazo te permitirá tener mejores rendimientos sobre la inversión, ya que te ayudará a elegir mejor la zona mirando las posibilidades que en esta pueden desarrollarse. Y evitará que te sientas decepcionado por no ver tu dinero enseguida.
Lo más importante es ver las posibilidades de la zona: ¿Qué se está levantando alrededor?, ¿qué se construirá en ella?, ¿cómo se mueve el mercado en la zona en la que quieres invertir?, etcétera.Está claro que puedes invertir en bienes raíces incluso en tiempos de crisis, ya que sabes que es una de las inversiones más seguras que hay; pero eso no quiere decir que no debas analizar la situación para ver cuáles son tus mejores opciones. Como mencionamos en el punto anterior, para aprovechar una buena oportunidad de compra debes aprender a ver más allá de la situación actual de la zona y concentrarte en ver los servicios que construirán en ella: escuelas, hospitales, plazas, etc. Y no solo los desarrollos, tienes que analizar el mercado: quiénes están viniendo, de dónde, cuáles son los índices de crecimiento, etc.
5.Calcula que el inmueble genere plusvalía
La plusvalía es uno de los elementos más importantes en la adquisición de un activo de esta naturaleza, es el aumento del valor de un inmueble, es decir, la diferencia monetaria entre el precio de compra y el de venta, la cual incrementa gracias a la zona en la que el inmueble se localiza y el tiempo que está en tu poder. Plazas comerciales, desarrollos, escuelas, hospitales, conectividad, etc. Existen muchos factores que influyen en el aumento de la plusvalía que no dependen de nosotros. Y como lo mencionamos en el punto anterior, la habilidad de ver más allá de cómo está la zona actualmente es la clave para hacer una buena inversión.
Factores como la seguridad , tranquilidad influyen mucho en el aumento de la plusvalía, muchas veces por querer hacer una buena compra o aprovechar una oportunidad muy barata nos dejamos guiar por el precio del inmueble y no nos fijamos de las oportunidades (o falta de crecimiento en ellas de la zona) y en la seguridad. ¿Vivirías en una casa hermosa pero en un área de mucha delincuencia? Es muy probable que no. Uno de lo puntos críticos al momento de comprar un inmueble es pensar en la dificultad de venderla después. Pregúntate ¿Qué tanto me costará vender este inmueble? Si la respuesta es mucho, probablemente no sea una buena inversión. Si por el contrario, la cercanía con zonas comerciales, la ubicación y el plan de desarrollo urbano te hacen pensar que tu esfuerzo para venderla será mínimo porque se vende sola, aprovecha. Punta cana es una excelente opción para invertir en bienes inmuebles y más si lo haces en lotes residenciales o industriales.
6. Compra en preventa
Comprar casas y apartamentos en preventa tiene muchos beneficios que debes aprovechar dependiendo de lo que estés buscando comprar. Por ejemplo, si lo que quieres es adquirir un inmueble para vivir en él, hacerlo en preventa te garantiza el poder escoger la propiedad que más te guste antes que nadie, de acuerdo con tus necesidades. Los bienes raíces en preventa suelen costar un 10 a 30% menos que finalizado. Este porcentaje de descuento depende de la etapa de construcción de la propiedad, el tipo de empresa constructora que lleve el proyecto y de las condiciones bajo las que se adquiera el inmueble.
Sin embargo, uno de los grandes beneficios de comprar en preventa es que te asegura un mayor retorno de inversión ya que los precios de las casas o inmuebles aumentan conforme avanza el período de construcción o estas se van haciendo populares. Como te explicábamos con la plusvalía, comprar en preventa puede ser un factor decisivo para hacer una buena inversión ya que puedes adquirir un inmueble a menor costo de lo que en otras condiciones (por ejemplo cuando ya estén terminados los inmuebles o desarrollos que se tienen planeados para la zona) te costaría más.
7. Considera el acceso, la conectividad y amenidades
El acceso y la conectividad del inmueble son dos de los elementos que impulsan el crecimiento de la plusvalía del inmueble y los que más suelen mencionarse, por lo que debes considerarlos detalladamente.
No solo se trata de lo que está cerca sino de cómo podemos acceder a ellos y hacia qué otros lugares te pueden llevar, también te pueden dar pistas de cómo hacer que tu inversión rinda más. Por ejemplo, si adquieres un inmueble cerca de una Universidad ¿qué tipo de mercado crees que esté interesado en él? profesores, estudiantes, personas que vengan de otras países o ciudades a estudiar, incluso oficinas de servicios educativos, es decir, personas que estarán más interesados en la cercanía del inmueble con su trabajo.
Las amenidades de un inmueble también ayudan al incremento de su plusvalía. La necesidad de los habitantes por mejorar su bienestar y calidad de vida han llevado a que los desarrollos inmobiliarios se preocupen por brindar espacios que estos puedan aprovechar cómodamente de acuerdo a sus prioridades. Gimnasios, piscinas, área para mascotas, parques y seguridad privada son algunas de las características que se han vuelto más atractivas para quienes deciden adquirir una propiedad, ya que les permite disfrutar de una vida tranquila sin tener que recorrer grandes distancias o preocuparse por tener que adquirirlas por su cuenta (como pagar membresías o construirlas).
Procura invertir en propiedades que cuenten con amenidades que incrementen su valor. Claro, tomando en cuenta puntos anteriores como la ubicación del inmueble y las zonas de plusvalía, las amenidades le agregarán más valor a la vivienda si van de acuerdo a las necesidades del mercado, por ejemplo un Gym en una torre de apartamentos resulta más atractivo para sus ocupantes.
El mejor momento para invertir es ¡Aquí y ahora!, si lo que quieres es asegurar tu futuro y garantizar tu inversión, debes empezar desde ya!. Mientras más tiempo dejes pasar, más difícil se te hará invertir en bienes raíces, ya sea por cuestiones de disponibilidad o por el incremento del precio de los inmuebles y más si se trata de una zona que ya empieza a popularizarse gracias a sus posibilidades. Hazlo pero hazlo ahora, comienza a aplicar nuestros 7 pasos, acércate a una inmobiliaria y comienza a invertir en bienes raíces para un mejor futuro, ya sea para ti o para tu familia.

Fundador @ftanegocios, emprendedor, autor de “Más que Rico, finanzas e inversión, mentoring, motivación, contabilidad, impuestos.